Dos angeles bajo el mismo cielo...

Las palabras, las miradas, tu voz y algo de que no puedo explicar... como las historias que alguna vez escuche y jamas pense vivir, asi me siento hoy... En silencio, sonriendole a la vida en el azar de vivirla... dos extraños que se pueden describir sin haber rozado jamas la piel del otro... Casi sin querer, el mismo destino los une en distintos cielos pero con un mismo horizonte... Obligados de felicidad, perdiendo el miedo como si nunca hubiese existido... el mismo amor la misma vida

Una noche y una mirada

Seran los años, o mi perseverancia... Como si alguna vez hubiese visto uno, en la noche crei ver un angel... Cuando el cielo es el mismo infierno, lleno de ansia quice saber tu nombre... Pero nada es real, y solo creo en lo que ven los ojos cerrados... Aquello que mis manos no tacan... Y sin aliento deje pasar lo que nunca estuvo, sin pregunatr tu nombre, ni porque tenias esa mirada... Permanecias balancendo tu cuerpo en tu propio equilibrio, con la nesecidad de escapar o evitar, pero la casualidad suele ser cruel o jugar con las ilusiones... el silencio, el mejor consejo...